jueves, julio 28, 2011

Grecia: camino al peor Default

El plan nunca fue ayudar al deudor, siempre el plan es rescatar al acreedor.

Pasó con las negociaciones de la deuda latinoamericana en los años 80, donde EEUU por medio del FMI permitió que los Bancos Americanos no colapsen gracias al plan Brady.

Dicho plan permitió no solo que los países latinoamericanos reconozcan como propias las deudas contraídas por dictaduras, sino que cambió préstamos por bonos, limpiando en forma inmediata los balances de los bancos americanos, que inmediatamente vendieron los títulos al mercado.

Como consecuencia, se “lavó” la deuda (préstamos de dictadura por bonos democráticos) con ínfimas quitas, y se salvó el sistema financiero americano de pérdidas.

En 2001 el FMI nunca se preocupó por Argentina, la posición de que el FMI quería que Argentina devaluara, se cae al advertir que prestaba plata al Gobierno para que sostenga la convertibilidad hasta su último día. El FMI no es el culpable de la desgracia Argentina, pero sin duda tuvo un papel preponderante, como hoy lo tiene con Grecia.

La culpa es de quien se deja someter, dejar que el acreedor dicte tu suerte.

A Grecia, al Igual que a Argentina, se le presta plata, no para que la economía encuentre sustentabilidad en el mediano plazo, sino para que los acreedores externos salgan de Grecia antes de que todo explote.

El objetivo del FMI y Europa es el mismo, es que Grecia haga implosión, de manera que limitar el contagio. Si no hay acreedores externos privados con activos griegos, las pérdidas se reparten solo entre griegos y no hay contagio.

El gráfico adjunto (del JP Morgan) pone blanco sobre negro la estrategia. De 300 mil millones de euros que Grecia debía en 2009, ahora 100 mil millones está en manos de Organismos internacionales, y solo 200 mil en manos de privados. Estos son los resultados del primer rescate.

El segundo “rescate”, por otros 100 mil millones, busca que los organismos lleguen a 200 mil millones y los privados sólo 100 mil millones. Luego, es fácil soltarle la mano, Grecia implosiona y eurpora ni se entera.

Una vez declarado el default, el problema para Grecia es que no puede hacer quita contra organismos internacionales. Algo que ni siquiera Argentina hizo. A medida que la tenencia sobre privados disminuye, menos quita sobre el capital podrá hacer en la futura renegociación (2012? 13?).

En resumen, Grecia declarará el default más grande de la historia, una vez que le expriman hasta la última gota. Tal como pasó con Argentina, que declaró el default con menos de 10 mil millones de reservas, sin empresas publicas y una deuda pública descomunal.


Larry