martes, octubre 26, 2010

El Gran Licuador de Deudas: EE.UU.

Quién compra un bono del Tesoro Americano con una TIR de X%, para que gane en términos reales, es decir que pueda comprar más bienes y servicios una vez que el Estado le devuelve el capital, la inflación transcurrida en el periodo tiene que ser necesariamente menor al X% (también anualizada).

A los precios actuales, quién compra un bono del tesoro americano a 10 años, con una TIR del 2,5% anual, para ganar en términos reales, es porque supone que en los próximos 10 años la inflación será, anualizada, menor al 2,5%.

Ello deja en evidencia que quién compra un bono hace una apuesta a futuro. Por ello su volatilidad a cualquier noticia que incide en su precio día a día. Ex ante no se sabe quien ganará o perderá en términos reales: Si el Estado o el privado.

Pero que pasó los últimos décadas?. El gráfico adjunto refleja la respuesta.

La línea roja es la TIR del Bono americano a 10 años (promedio mensual) desde 1953 a sep. 2000. El ejercicio corta en esa fecha porque es el último mes que en que sé lo que pasó con la inflación americana diez años después, es decir hasta sep de 2010. En efecto, la línea azul refleja la tasa de inflación, anualizada, para los próximos 10 años.

Dado que tenemos la tasa de interés y la tasa de inflación efectiva, sabemos quien ganó y quien perdió desde 1953 hasta 2000.

La tasa de interés real efectiva, en el cuadro con la línea amarilla, estuvo en torno al 2% anual hasta 1963. Es decir, el Gobierno americano pagó en términos reales un 2%. Desde esa fecha, arrancó un periodo de tasas reales negativas hasta 1974. Ello es porque tenía una inflación del 8%, en tanto que colocaba deuda al 6%.

Con la crisis del Petróleo y el monetarismo a flor de piel, se inicia una fuerte suba en las tasas del Gobierno americano, que alcanza un máximo del 15,2%. Como para ese mismo periodo la tasa de inflación efectiva fue de 3,9%, se observó la tasas reales positivas más alta que pagó el Gobierno Americano, cercano a los 11,2% en 1981. La crisis de la Deuda en Latinoamérica se dispara por esa cifra. México, Brasil y posteriormente Argentina, declaran el default de la deuda pública (ilegítima).

Desde el 11,2% que pagó 1981, la tasa real efectiva empezó descender rápidamente al 4% para fines del 2000.

En la actualidad, un bono americano a 10 años, paga 2,5%. Quién apueste a que los países desarrollados no quieren licuar sus deudas con inflación, esa tasa les parecerá correcta. Para los que creemos que EE.UU. quiere licuar la deuda, como ya lo hizo tantas veces en el pasado (salir del patrón oro, y eliminar la conversión del dólar al oro), comprar a 2,5% es simplemente perder plata. Por ello una persona racional prefiere deuda emergente, entre ellas, la Argnetina.

Larry.

No hay comentarios.: